Sin vuelta atrás

18 mar. 2008

HDR

La primera noche que pasaron en aquella isla perdida, Iria sintió frío, aunque hacía calor. Las estrellas lucían desnudas en ese firmamento de constelaciones desconocidas, los olores le cosquilleaban en la nariz, los sonidos le provocaban sobresaltos a cada momento.

No pudo dormir. Dio una vuelta a un lado, luego al otro, boca abajo, boca arriba, contó todas las estrellas que sus ojos veían. Sin resultado.

Cuando se incorporó buscó a Nelson. No estaba. Por un momento le sobrevino un ataque de pánico, pero luego, de forma instintiva, supo que él nunca se marcharía sin ella. Caminó por la playa hasta el barco encallado. Allí estaba, sentado sobre la proa, fumando, cabizbajo.

La vió venir y la siguió imperturbable con la mirada. ¡Qué pequeña se la veía! Dejo que subiera por ella misma a la nave, torpemente, y con alguna maldición por lo bajo.

Cuando llegó a su altura se sentó a su lado, encogida, rodeando las rodillas con sus brazos.

—¿Tienes frío?

Ella asintió, y se dejó cubrir por la chaqueta que él tendió sobre sus hombros.

—¿Eres un poco debilucha, verdad?

¡Error! Al instante de que dichas palabras surgiesen de su boca, supo que había metido la pata de palo que no tenía en un charco muy, muy hondo. Se preparó para la peor de las tormentas. Pero no vino. Eso le desconcertó. Intento buscar sus ojos en esa noche tan oscura.

—¿Porqué me miras así? Es cierto, soy poca cosa. Tu por el contrario pareces un lobo marino.

Nelson se echó a reír.

—¿De que te ríes?

—¡Qué cursi eres mujer! No has debido conocer a muchos marineros…

—A ninguno, para ser exactos. ¿Qué hacías en la Estación Central?

Silencio. Nelson gira la cabeza y escudriña el mar. Hoy no vendrá. Luego se decide y mira a Iria con tristeza.

—¿Quieres volver?

Silencio. Iria tiene un escalofrío, y se encoge aún más dentro de la chaqueta.

—En mi mundo, la cordura está atada con correas a una cama de manicomio. Las personas me dan miedo, tanto que me muestro exageradamente educada porque no sé de que otra forma comportarme con ellos. No, no quiero volver.

—Este mundo no es mejor. Miedo no les tengo, pero es como si les hubieran vaciado el alma, y tan sólo les quedara la cáscara del cuerpo.

—Yo estoy muerta. Tu mismo recogiste mi cuerpo sin vida.

Nelson la mira despacio y sonríe.

—¿Y entonces cómo crees que puedes estar aquí hablando conmigo?

—¡Ah, eso es sencillo! Tú también estás muerto.

—Para estar muerto, mujer, me late el corazón muy aprisa.

13 comentarios:

Enredada dijo...

Elbi,
el miedo, los silencios, pero ellá sabía que Nelsóm no se iría sin ella.
Ese lugar...atemporal, utópico... quisiera ser ella en este relato, quisiera sentir más allá de la vida y la muerte y que alguien Nelson, o L o alguien sintiera que su corazón estalla....de amor.
Simplemente es bello.
te quiero ángel mío.
Ro

Aldabra dijo...

Me gusta, me gusta, me gusta... si es que yo decía que Nelson era un bonachón... je je je... me gusta la sensación que se me produce cuando leo este relato... me gusta Nelson y me gusta Iria... me gusta los secretos que ambos guardan... y me gusta el ambiente de misterio... ¿y qué importa si están muertos o vivos?... para mí tienen mucho que decir, tienen mucha vida dentro, aunque no sea una vida terrenal...

estoy deseando seguir... je je je... uhmmmm!... este Nelson va a dar mucho de sí... lo siento, Iria me cae bien pero Nelson me atrae mucho más... je je je...

bicos,
Aldabra,

by Alex dijo...

Otro capitulo....otro punto de vista....se que Elbi espera nuestro punto de vista además de nuestro cariño...
No estan muertos ni vivos.
Estan en el mundo de Elbi, un mundo donde todo es posible, donde todo puede suceder....
Iría, no está, digamos "del todo muerta"...pues tiene todos los sentidos...ve las estrellas, siente frio, los olores, los sonidos....ademas, el sentido comun, sabe que Nelson nunca la dejará sola.
Ahora dejarme que ponga mi "toque" masculino......Nelson no durmió con ella, porque tiene miedo de sus instintos, estoy seguro que la desea.....jajajajaja....
No os enfadeis conmigo...vosotras poneis la parte romantica.
Mil besazos.

lamaladelapelicula dijo...

Pues a mí a Nelson me dan ganas de meterle la lengua un ratito dentro del corazón

buf

Nacho Epuñan dijo...

Hay momentos en los que me pierdo en las muertes, aunque, no sé muy bien que significa estar vivo, me dicen que lo estoy, pero no tengo ninguna prueba fehaciente de ello.


un abrazo, por lo menos sé
que las almas no mueren.
a menos que uno lo desee.

lindo post.

un abrazo
te invito a leerme.
aunque, no se si tengo escritos...

moderato_josef dijo...

Un relato fascinante y precioso. Esa frase final me dejó pensativo. Muy bueno. me alegro de encontrarte. saludos desde Pozuelo!

Elbereth dijo...

Enredadita...Eres ella, en el relato de tu vida eres ella...¿por qué no? Estoy segura que existe esa persona, que aún no tiene nombre, a la que le estallara el corazón de amor por ti. Fijo. ¿Apostamos? ¡Me encantan las apuestas...! :))) Y siempre gano...y digo que lo encontrarás.

Un beso enorme, mariposa.

Y gracias, muchas gracias por estar ahí.

Elbereth dijo...

Hola Aldabra ¡Me contagiáis vuestro entusiasmo! Me divierto mucho más escribiendo porque os puedo leer, sin duda. Además esto me recuerda a un culebrón de los de tv, en los que los guionistas van cambiando la historia según los espectadores (lectores) van opinando. :)))

¿A que Nelson tiene muy buena pinta? jajjajajaj Ayyy me recuerda a las novelas de Victoria Holt..jajajjajajjajaja

Muchas gracias, Aldabra, de veras.

Un abrazo.

Elbereth dijo...

Alex, hermano... ¡Cómo me conoces! jajjajaja Realmente me lo paso bien, muy bien, escuchándoos...y es cierto, espero vuestro punto de vista. Tienes razón. :)))

¡Qué bonito eso de que tiene el sentido común! Te ha quedado genial...en serio!!! Me gusta, muy romántico...

¿Alex, crees que se puede saber a ciencia cierta que alguien no te abandonará? Uhmmm... yo no apostaría..¡y mira que me gustan las apuestas! Aunque lo importante como tu muy bien sabes es el carpe diem.

¿Toque masculino? jajajjaja ¡Sí, sí, eso no me lo quiero perder por nada del mundo! jajajaja ¡Adelante, te lo ruego!

¿Miedo de sus instintos? Uyyy, eso sube mucho la temperatura de este blog, y me temo que mi pluma no está a la altura..jajajjajajajja ¿No estarás imaginando alguna tórrida escena en la playa? ¡Ah nooooooo, eso sí que no! jajjajajaja

Siempre me haces reír. Gracias, muchas gracias hermano. ¿Qué tal ayer el baile? He pensado que quizá mañana no lo tengas por ser Jueves Santo...¡me acuerdo de todo, eh! :)

Cuídate mucho, y ...¿saldrás como hermano cofrade de la Orden de los Morenazos, esa? jajajajajjaj ¡No me pegues, por favor, noooooo, noooo!

Un beso enorme...y dos y tres...

Elbereth dijo...

Mala ¡Eres única! Pero eso ya lo sabes...y los que te leen también... :)

¡Ya me contarás que tal es eso de meter la lengua en el corazón....! Por ahora me lo imagino un poco visceral...:))))

Un abrazo!!

Elbereth dijo...

Hola Nacho Gracias por la visita, y por supuesto que me pasaré para leerte, sin escritos o con ellos. :))

¿Y sabes? Yo tampoco sé lo que a ciencia cierta significa estar vivo... quizá no estar muerto, nada más. :)))

Un saludo y gracias de nuevo.

Elbereth dijo...

Buenas,Josef Gracias por pasarte, me alegro de que te haya gustado. ¿Saludos desde Pozuelo? ¡Estamos muy cerca entonces! :)

Hasta pronto.

by Alex dijo...

¿Saber a ciencia cierta?....jajajaja...absolutamente nada, chiquilla...La "ciencia" que hoy parece cierta, pueden ser las risas de mañana....ya ha ocurrido otras veces...¿no?..
¿Aprovechar el dia?....¡¡nos ha jodido mayo!!...y las horas....y los minutos....y todo.
¿Alguna tórrida escena en la playa?....jajajja...justo lo que estaba pensando..."subidita de tono" y muy...muy caliente...jajajaja
El baile es una afición y una gran terapia...es verdad el jueves sin clase, una pena...¡¡Ya veo que te acuerdas, es porque me quieres!! :)))
Nada de nada, la "Hermandad" no saldrá, el "tipo" del tiempo dice que hará un frio del carajo,(lo hace, te lo juro) y que lloverá todos los dias, "asin" que na de procesión....solo de comida con la familia en las "XXI Jornadas Gastronómicas del Pixín" en Muros del Nalón.....¿que te parece?...mucho mejor..¿verdad?...jajajajaja
Un besazo.....o muchos más....